30 enero 2011

Reseña; En John Garfield en territori xeiene de Jordi Cantavella


TITULO:  En John Garfield en territori xeiene

AUTORES: Jordi Cantavella

EDITORIAL: Estrella polar. Col·lecció L'Odissea

EDICIÓN: 1ª Edición. Mayo 2010




--LITERATURA INFANTIL--

TRAMA. John Garfield y su hermana -Martha- se quedan huérfanos. Se ven obligados a abandonar todo cuanto conocen y emprender un largo camino para llegar a casa de su prima Margaret, la única familia que les queda.
Emprenden este largo viaje junto a los Sherman hasta que sufren un ataque rebelde, justo después son rescatados por los indios cheyennes, y allí viven un sinfín de aventuras.



OPINIÓN PERSONAL. Tengamos en cuenta que es una novela INFANTIL. Está editada en catalán.
Soborearemos la diversión y la amistad en New Bedford antes de partir a causa de la orfandad, los protagonistas crecerán durante nuestra lectura, desde las primeras gamberradas, hasta grandes aventuras en territorio indio, pasando por el primer amor.

Su viaje al Oeste, además de madurez les otorga sabiduría y comprensión, aquello que se les dijo siempre que era malvado, cruel, sanguinario y que tenían que odiar y temer, es decir "los indios" resultan ser un pueblo con los pies en la tierra, firmes valores, y gran respeto, tanto por la vida humana como animal.
En cambio, los que a sí mismos se llamaron héroes se nos descubren como bandoleros sin escrúpulos, egoístas y poco más que rufianes.
Todo esto aderezado con "batallitas" marineras, algo de humor, juegos de cartas, fantasmas, leyendas... ¿qué más podemos pedir, un poni?

En definitiva, esperemos la continuación en clave marinera, con corsarios, tesoros y batallas en alta mar. Seguro que el gran lobo de mar Sherman, o es, o conoce algún filibustero divertido y puede que algo locuaz.

Lo mejor sin duda, son los valores, el público al que va dirigido puede que no sepa mucho de la conquista del Oeste, o de la Guerra que enfrentó a yanquis y sureños, pero este es un buen caramelo para abrirles curiosidad, además, ya era hora de encontrar -hay más bien pocas- alguna obra en que los indios no fueran "salvajes a los que hay que civilizar" y sean justo los más civilizados, pacientes y recomendables de toda la novela.

Tal como se indica en la introducción, los abuelos del autor ocultaron en la II GM a un piloto americano abatido en Francia, que permaneció en la casa durante un par de meses, en ese tiempo contó las aventuras de su bisabuelo John Garfield al hijo del matrimonio, que con 11 años quedó sumamente fascinado, tanto es así que cuando tuvo un hijo -Jordi Cantavella- no dejó de contarle las aventuras de John dejándolo también fascinado. Agradezcamos que esta historia no quedara únicamente en la transmisión oral y se plasmara en este libro.


 
PERFECTA PARA LEER A UN
SOBRINO O HERMANO PEQUEÑO,
o en su caso, PARA UNA TARDE
QUE TE APETEZCA LEER ALGO
SUAVE CON REGUSTO A 
WESTERN cinematográfico.






+Como curiosidad, NOMBRES DE LOS PERSONAJES:
 
*John Garfield (protagonista) fue un gran actor de los años 40, que interpretó (junto a Lana Turner) entre otros, personajes tan importantes como Frank Chambers en "el cartero siempre llama dos veces" y otros títulos de la época como "Lobo de mar" ó "De amor también se muere".

*Eleanor Parker (Lenny, amiga de la infancia) es en realidad una actriz de las décadas 40, 50 y 60 que protagonizó títulos como Scaramouche, Fort Bravo, Con él llegó el escándalo, o la archiconocida Sonrisas y lágrimas.

*Walter Brennan (el timador) fue también un actor de estos tiempos, protagonizó films como Rivales, Kentucky o Río Bravo.


Y así una larga lista, podemos intuir que el autor está fascinado con la época dorada del cine con sus películas en blanco y negro y con las grandes figuras de la interpretación. Qué decir del western cinematográfico, se masca durante toda la lectura.

3 comentarios:

lunalovegood dijo...

Pues mira, es una lástima que no pueda leerlo por el idioma porque la segunda parte marinera no me la perdería, me encantan.

Tempe dijo...

No sabía que viniese con historia personal, qué curioso. :P Pero bueno, ya lo descubriré cuando nos veamos y me lo dejes. ;)

Loving.Paris dijo...

luna, una lástima, jo.

tempe, claro xD